lunes, 16 de mayo de 2016

Pan con Aceite, tomate y anchoas

¿Una idea sana y apetitosa para la cena? 
Pan con Aceite, tomate y anchoas.


Hablar del pan con Aceite y tomate es casi como hablar de un símbolo, de un icono de la gastronomía catalana en todo su esplendor.

La combinación de estos sencillos ingredientes da lugar a un plato muy popular. Compartidos por varias culturas alimentarias del Mediterráneo, que ya encontraban en el trigo y el Aceite de Oliva, los ingredientes más fundamentales de la Dieta Mediterránea, la base de su alimentación.

La unión del pan y el Aceite como acompañamiento o base de plato ya era conocida durante la época clásica y posteriormente ha jugado un papel destacado en las recetas tradicionales de italianos, occitanos, griegos e isleños en distintas versiones de elaboración e ingredientes.

Pero no fue hasta que se propagó el uso doméstico del tomate, allá por el siglo XVIII, cuando la combinación exacta de los componentes elementales cogió una fuerza tremenda entre las cocinas de la Cataluña rural. Y es que esta receta está íntimamente vinculada a las estrategias culinarias del campesinado, de las masías catalanas, que buscaban aprovechar los recursos alimenticios que poseían adaptándolos a sus necesidades.





Se dice (aunque nadie puede afirmar a ciencia cierta el origen del pan con tomate) que éste se aprovechaba mejor frotándolo encima del pan, a la vez que contribuía así a su ablandamiento, puesto que con frecuencia estaba seco y duro, debido a que no se cocinaba a diario.









Y las anchoas le aportan un toque especial muy apetitoso.

Fuente: Fundación Dieta Mediterránea

"Mas información clientes@aceitedeolivaorito.com"

No hay comentarios:

Publicar un comentario